Piscinas municipales en Folgueirou

Foto: José Ramón Puerto Álvarez
Obra:Piscinas municipales en Folgueirou
Arquitecto:José Ramón Puerto Álvarez y
Ángeles Sánchez Sánchez
Localidad:Folgueirou
Ayuntamiento:Illano
Año:2000 – 2002
Geolocalización:43.342552, -6.854448
Otros Datos:
 Premios:
   Premios Menhir 2002 – 2º premio
 Publicaciones:
    
 Información en la red: 
  
 Descripción del proyecto:
  Las piscinas de Illano se encuentran en Folgueirou, a unos 2 km de la capital del concejo. Las condiciones que se establecieron para la redacción del proyecto por la parte promotora (el Ayuntamiento de Illano) fueron fundamentalmente dos: en primer lugar, no se deseaba un simple ’’agujero en el suelo’’, y en segundo lugar, el material predominante debía ser la piedra del lugar, una variedad de cuarcita.

Debido a la ubicación del conjunto, la protección ante el viento fue un punto crucial del proyecto. Así, se situaron las piscinas en la parte sureste de la parcela, zona de menor influencia de viento y favorable, además, por el soleamiento. Por otro lado, se ideó un »muro» de piedra de planta circular, no totalmente cerrado, rodeando la piscina principal, inspirado por las construcciones con las que los agricultores canarios protegen sus vides. Éste recuerda, además, a los castros, asentamientos con abundantes muestras en la zona.

De este modo, el proyecto se materializa en 4 cilindros. El primero de ellos estaría formado por el ’’muro’’ discontinuo que rodea la piscina principal o de adultos, protegiéndola en las zonas donde más golpea el viento y limitándose a tres machones de piedra en la zona de acceso a la playa-solarium. Este muro, de 3 metros de altura, alberga en su interior aseos, duchas y pequeños almacenes, a los que se accede desde los espacios que separan las distintas piezas, por puertas situadas en el lado corto de cada una de ellas.

Con todo ello se consigue una riqueza espacial basada en la dialéctica entre las vistas hacia las montañas cercanas a través de las aberturas del muro, y el carácter cerrado y protector del mismo.

El resto de cilindros serían, por una parte, la pieza correspondiente a los vestuarios, en la que se resuelve la cubierta como un cono invertido hacia un patio interior; y por otra parte, dos cilindros de menor tamaño en los que la cubierta a dos aguas se resuelve de forma interna y que albergan el control, el botiquín y el bar.

Todos ellos se conciben como cuerpos opacos al exterior. En el caso de los vestuarios, el volumen recibe toda la luz del interior, a través del patio, salvo pequeños huecos de ventilación en fachada. En los otros dos cuerpos, se crean huecos verticales estrechos a modo de cortes en la piedra.

En cuanto a la construcción del conjunto, la piedra se dispuso en piezas de distintos tamaños, tomadas con mortero bastardo de cemento. Cabe mencionar que la piedra utilizada se extrajo a menos de 1 km de la obra, algo poco común y altamente favorable desde varios puntos de vista, destacando el de la sostenibilidad. Además, el material era propiedad municipal y la construcción fue llevada a cabo por un plan de empleo, lo que propició que el proyecto fuese posible para un ayuntamiento de corto presupuesto.
 Reportaje fotográfico:
José Ramón Puerto Álvarez
 

Planos:

Authors
Top